De qué hablamos cuando hablamos de innovación en el ámbito de la seguridad

Innovación en el ámbito de la seguridad

¿Qué es la innovación? Esta es una pregunta habitual para la que existen muchas respuestas. Podemos consultar la RAE, el diccionario de Oxford, incluso la Wikipedia… y todas ellas tienen en común que es la modificación aplicada a un elemento preexistente. Pero no todas tienen el matiz más importante: que es la capacidad de mejorar la respuesta a un problema, bien modificando lo que ya tenemos o creando algo totalmente nuevo.

En el ámbito de la seguridad, donde las soluciones de prevención son tan importantes, priman las dos opciones: se puede modificar lo que ya está establecido o se puede crear algo totalmente nuevo. Y la innovación llega de muchas maneras diferentes, desde la propia formación académica hasta la aplicación de tecnologías disruptivas. Todo ello pasando por una revolución metodológica que consiga llevar a este sector al siguiente nivel.

Qué se considera innovación en el ámbito de la seguridad

Pensemos por ejemplo en cuál es el germen de la innovación. Muchos asocian este término directamente con la tecnología, pero no siempre es así. La innovación también es cambiar cómo hacemos las cosas. Para José Miguel Ángel Olleros, experto en Seguridad en estrategia e innovación y Security by design, y ganador del Premio Security Forum I+D+i en 2019, “en España el concepto de innovación está muy vinculado al producto y a la tecnología, ahora está fuera de contexto y de enfoque. Innovación no es solo tecnología en seguridad, y tiene que conjurar las tres patas: seguridad por conocimiento, por diseño y por tecnología. Cualquier concepto que tenga la calificación de innovación debe tener un equilibrio entre estos tres pilares”.

Por su parte, Joaquín del Toro, Responsable de Seguridad Física de Sareb, galardonados con el Premio Security Forum al Mejor Proyecto de Seguridad en España, considera que un proyecto innovador “debe ser aquel que aúne los avances tecnológicos y con el capital humano consiguiendo el ratio de eficiencia exigible”. Y uno de los mejores ejemplos es el proyecto por el que fueron premiados.

“En nuestro caso recibimos el premio porque trabajamos dentro del sector del Real Estate y teníamos grandes extensiones que vigilar. Nuestra opción fue apostar por vigilar los terrenos con un dron, de esta manera, aprovechamos la tecnología para ahorrarnos kilómetros de carretera con lo que eso conllevaba. Con este proyecto, logramos ser más eficientes, innovamos con el uso de la tecnología, profesionalizamos a un vigilante y le ofrecimos la formación necesaria, y el rendimiento obtenido en la vigilancia del perímetro era superior”,  nos cuenta.

Qué camino está tomando en el sector Security

Desde la propia base formativa, capacitativa y reguladora, hasta el refinamiento de las últimas tecnologías y productos, en España el campo de mejora es amplio, ya que a medida que pasa el tiempo aparecen nuevos desafíos con los que trabajar y la innovación en el ámbito de la seguridad no ve su fin.

Para el Responsable de Seguridad de Sareb, hay tres grandes áreas tecnológicas que destacan, por un lado la Inteligencia Artificial, las tecnologías forenses y todos los elementos en entornos IoT.

En cambio, Ángel Olleros apuesta por la inversión en la dimensión humana, o lo que es lo mismo, en la formación. “Si no se ha trabajado la parte consciente de la seguridad, la del conocimiento, la tecnología sirve de poco”.

Y además pronostica que a nivel internacional “va a venir un concepto de ecodiseño donde los diseños van a estar fuertemente basados en componentes físicos porque tienen obsolescencia natural, no programada”. Esto se traducirá en la aparición de nuevos modelos de negocio basados en la reparación, por lo que la modularidad en la producción de los distintos productos será clave para potenciar la economía circular y mantener a punto los sistemas de seguridad instalados.

Seguridad preventiva, cómo usar la tecnología y el diseño para evitar, no para actuar

La seguridad no solo debe ser eficiente en su lado reactivo, también debe serlo como elemento preventivo y disuasorio. Debe ser la primera barrera para evitar que se produzca cualquier incidente. Y para ello, es fundamental contar con proyectos formativos de calidad que permitan a los profesionales de la seguridad asegurarse una formación constante y de calidad que les proporcione los conocimientos analíticos adecuados para poder aplicar una buena metodología.

Es por eso que del Toro pone el foco en el uso de tecnologías preventivas y en sistemas de gestión integrales que combinen las distintas herramientas al alcance de los profesionales para poder hacer bien su trabajo.

Nos comenta que la industria se debe cambiar hacia los modelos de seguridad predictivos, ya que en los próximos años se debe afianzar el salto hacia este tipo de seguridad. “Llevamos años hablando de la convergencia entre la seguridad lógica y física en el mundo integral. Y para mí hay un salto más cualitativo todavía que yo defino como el Smart Security.

Y añade que estas tecnologías predictivas minimizan el factor humano, aunque afirma que siempre va a existir. A partir de este momento, el equipo humano de seguridad pasará a tener un enfoque más especializado con una formación acorde. No obstante, nos asegura que tecnologías como la Inteligencia Artificial «también ayudan dentro de las tecnologías forenses. A pesar de que se usan a posteriori para buscar, nos dotamos de la inteligencia artificial para llegar al final del proceso de seguridad”.

Diseñando la seguridad: más allá del producto

Para Ángel Olleros, es importante trabajar en los pasos previos a la tecnología, es decir en el conocimiento y en el diseño. Y afirma contundente que “sobra tecnología, falta metodología”. Por ello, está trabajando con UNE para crear un subcomité que se va a llamar Seguridad por Diseño y que pretende alinearse con la normativa europea en materia de seguridad, y además trabajarán en la creación de una norma UNE cuyas recomendaciones siempre tengan una base metodológica faseada y secuencial pueda permitir la efectividad del proyecto.

Además, define la seguridad por diseño de esta manera:la seguridad por diseño no es mejorar una cámara o diseñar un nuevo dispositivo. Es intentar diseñar ahorrando. Jugar con los conocimientos, con los hábitos, con los entornos para hacer que de forma natural las infraestructuras hereden desde el propio diseño constructivo ya un porcentaje concreto de riesgos cubiertos o cierto grado de disuasión. Luego, se emplea la tecnología para complementar este diseño. Esto parte desde la misma concepción del edificio. Nosotros nos tendríamos que sentar a la vez que el arquitecto en el proyecto para trabajar juntos. Después de esto, entraría la seguridad por tecnología”.

Da a conocer tu proyecto innovador

Los Premios Security Forum reconocen la capacidad de innovación en el ámbito de la seguridad tanto en la esfera académica como en las empresas a nivel nacional. Con ello, se pretende dar visibilidad al sector de la seguridad en España a nivel internacional, haciendo que los proyectos galardonados sirvan como ejemplo y referente de nuestro saber hacer. Si tienes un proyecto que creas que puede servir como faro para el sector, ¡preséntalo a nuestro concurso! Un comité de expertos valorará cada propuesta para elegir las más destacadas.

Descubre las categorías y descarga las bases del concurso en este enlace. ¡Tus proyectos más innovadores tienen premio!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario, realizar análisis de navegación de los usuarios, mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que rechaza el uso de cookies, pudiendo producirse errores de navegación o problemas de visualización de determinados contenidos. Para más información, consulte previamente nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
X